11/01/2024

El Bona

La canasta de indigencia de CABA aumentó 248,32%, 50 puntos más que la inflación

En octubre, una familia compuesta por cuatro personas requería ingresos de $290.410,86 para evitar ser clasificada en situación de indigencia, $494.791,25 para no caer en la categoría de pobreza y $745.270,73 para ser considerada de clase media.

Según los datos de la Dirección General de Estadísticas y Censos porteña, la línea de indigencia aumentó un 248,32% en 2023, un 50% más que la inflación general en el distrito.

El ente estadístico señaló que una familia compuesta por cuatro miembros, residente en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires (CABA), requirió ingresos mínimos de $290.410,86 en octubre para evitar ser clasificada como indigente. Para no caer en la categoría de pobreza, la cifra ascendió a $494.791,25, mientras que alcanzar el estatus de clase media demandó ingresos de $745.270,73.

Ciudad: por primera vez en 20 años, el umbral de la indigencia subió más de  10%

Por lo tanto, los costos asociados a la Canasta Básica Alimentaria (CBA), que establece el límite de la indigencia, experimentaron un aumento del 27,34% el mes pasado, marcando un incremento de 12,82% en comparación con el 14,52% registrado en noviembre. Además, el acumulado en los últimos doce meses alcanzó un 248,32%, representando un aumento de 60,74 puntos en comparación con la medición del 2022, que fue del 187,58%.

En cuanto a la Canasta Básica Total (CBT), que fija el límite de pobreza, su incremento mensual fue de 24,71% y el interanual de 223,47%.

En tanto, la Canasta Total (CT), que define los sectores como el medio frágil, la clase media y los sectores acomodados, experimentó un incremento del 23,58% en el último mes, superando el 12,22% registrado en noviembre. En comparación con diciembre de 2022, la CT aumentó un 214,76%, representando un incremento de 171,06% en relación con la medición anterior.

Canasta básica en CABA: una familia porteña necesitó en julio $66.545 para  no ser pobre | Perfil

Cabe destacar que los montos indicados no incluyen el alquiler de una vivienda ni el pago de expensas comunes.

La evolución de las canastas en diciembre y durante todo el año 2023 reveló un aumento en el peso relativo de los alimentos básicos en comparación con los gastos en otros bienes, servicios y tarifas, que no están incluidos en los gastos de indigencia. Esto explica por qué los porcentajes de este último estrato experimentaron un incremento superior al de los demás.

El pasado 8 de enero se informó que la inflación de CABA había sido del 21,1% en diciembre.

LEER MÁS Inflación: aumentaron las verduras y legumbres

En diciembre, los recursos necesarios para estar dentro de cada categoría fueron los siguientes: en situación de indigencia, hasta $290.410,85; en la categoría de pobreza no indigente, de $290.410,86 hasta $494.791,24; para el grupo de no pobres vulnerables, de $494.791,25 hasta $596.216,57.

En el caso del sector medio frágil, los ingresos oscilaron entre $596.216,58 y $745.270,72; para la clase media, se situaron entre $745.270,73 y $2.384.866,31; y para los sectores acomodados, aquellos con ingresos de $2.384.866,32 o más.


COMPARTE TU OPINION | DEJANOS UN COMENTARIO

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales.

Subscribite para recibir todas nuestras novedades