12/06/2024

Sociedad

Un estudio de Unicef reveló que 10 millones de niñas y niños consumen menos carnes y lácteos por falta de ingresos

El estudio sostiene que las familias dejan de comer alguna comida por falta de dinero. En siete de cada diez hogares donde esto sucede, la persona a cargo se encuentra ocupada y, dentro de ellas, más de un 60%, de manera informal. Los ingresos del 48% de los hogares argentinos no alcanzan para cubrir los gastos mensuales.

Se reveló una encuesta de UNICEF en relación a la Situación de la Niñez y Adolescencia a nivel nacional. Los resultados abarcan hasta mayo de 2024 que demostraron que los ingresos del 48% de los hogares argentinos no alcanzan para cubrir los gastos mensuales.

Este dato presenta una diferencia de 7 puntos más con respecto al 2023 'con un 41%, y 15 puntos más en comparación a 2022. UNICEF Argentina, explica que en base a las respuestas de los 1.313 hogares encuestados que "la única alternativa posible que encuentran los hogares es saltearse comidas".

El último dato de pobreza que reveló el INDEC indicaba un 58,5% y el estudio de UNICEF Argentina mostró que hay una baja del consumo de alimentos en los hogares alcanzando al 52% en comparación a junio del 2023 que había llegado al 41%.

El 76% de los encuestados reveló que come menos carne; lácteos y frutas y verduras. Esto significaría que alrededor de 10 millones de niños comen menos de estos nutritivos alimentos. Aumento el consumo de fideos, harina y pan un 24%.

El estudio sostiene además que más de un millón de niñas y niños deja de comer alguna comida (desayuno, almuerzo, merienda o cena) por falta de dinero. En siete de cada diez hogares donde esto sucede, la persona a cargo se encuentra ocupada y, dentro de ellas, más de un 60%, de manera informal


FUENTE: UNICEF

Para que el dinero alcance, muchas familias deben tomar medidas de distinta índole, como una de ellas es la restricción de consumos. Así se reveló que el 23% de los hogares encuestados dijeron que dejaron de comprar medicamentos, y el 32% redujeron los controles médicos y odontológicos.

La clase media también la sufre: en el 9% de los hogares se dio baja de la prepaga y cambiaron de escuela a sus hijos debido a los altos precios de las cuotas ya que no podían pagarlas.

LEER MÁS Estaba embarazada y la mataron en Bahía Blanca: a más de un año del crimen, su familia pide justicia

El 93% de las personas encuestadas cree que los programas de protección social que brinda el Estado son necesarios, pero en el 68% de los hogares que reciben estas prestaciones, el dinero les alcanza para menos de la mitad de los gastos.

Pero además, señalaron, otra problemática: "entre las personas adultas, esta situación es aún más severa: un 30% tuvieron que saltearse una comida".

El estudia indica que son más de 3 millones de hogares que se encuentran con que la plata no alcanza para el sustento básico.


FUENTE: UNICEF

UNICEF Argentina señaló que "entre los hogares cuyos jefes son trabajadores informales, se destaca que un 65% no logra afrontar sus gastos e, incluso, se registra que un 30% de los hogares cuya persona a cargo cuenta con un empleo registrado, tampoco. Esto refleja una situación que se observa también al analizar los perfiles de pobreza de los hogares con niñas y niños: el tener un empleo no resulta condición suficiente para salir de la pobreza".

En un 15% de los hogares con niñas y niños, algún adulto perdió su empleo durante este año. Un 65% se ubica en los sectores más vulnerables socialmente. Aquellas personas que poseen un negocio o emprendimiento, un 14% indicó perder clientes.

LEER MÁS La Selección se prepara para el amistoso contra Guatemala

El 82% de los hogares indicaron que los ingresos no alcanzaron para hacerles frente a los gastos específicos que se destinan a niños y adolescentes. En el estudio se detallan los rubros más afectados: la compra de libros es la más afectada, llegando al 49% de los hogares, las salidas y excursiones con un 49%, el transporte 35%, calzado, vestimenta y abrigo 34% y por ultimo apuntes y fotocopias un 30%.

En cuanto a los adolescentes, un cuarto de ellos trabaja. Dónde se saltean comidas, asciende a 34 %. Un total del 12% está en busca de empleo, pero aumenta a 22% donde se saltean comidas y desciende a menos del 5 dónde hay un jefe de hogar con seguridad social.