24/01/2024

Política

El Gobierno criticó el paro de la CGT y advirtió que "no cederá" ante los reclamos gremiales

Ministros y funcionarios del gobierno nacional y legisladores oficialistas cuestionaron hoy el paro de 12 horas y la movilización al Congreso llevada a cabo por la CGT.

Ministros y funcionarios del gobierno nacional y legisladores oficialistas cuestionaron hoy el paro de 12 horas y la movilización al Congreso llevada a cabo por la CGT y coincidieron en advertir que la gestión del presidente Javier Milei "no cederá" ante las presiones de los sectores gremiales.

"Sindicalistas mafiosos, gerentes de la pobreza, jueces cómplices y políticos corruptos, todos defendiendo sus privilegios, resistiendo el cambio que decidió la sociedad democráticamente y que lidera con determinación el presidente Javier Milei", afirmó la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, en su cuenta personal en la red X, ex Twitter.

La funcionaria aseguró que "no hay paro" que "detenga" ni "amenaza" que "amedrente" al Gobierno nacional, y en su posteo utilizó el hashtag #YoNoParo.


En tanto, antes de dirigirse al centro de monitoreo ubicado en el Departamento Central de la Policía Federal, Bullrich realizó una recorrida por el barrio porteño de Flores, donde dialogó con comerciantes y afirmó: "Estoy en Flores, todos los locales abiertos, el país no para".

"La Ciudad está trabajando, el Gran Buenos Aires también. Hay colectivos que circulan con gente que va al trabajo. La movilización es un punto mínimo en relación a la cantidad de gente que ha decidido trabajar", expresó la funcionaria.


La ministra se quejó por "la vergüenza" que "han hecho con el transporte", al referirse al hecho de que el transporte público circulará hoy solamente hasta las 19 horas.

"Lo que han hecho de acomodar los colectivos y el transporte al paro es una vergüenza, para que la gente vaya (a la movilización) y después la dejan a pata y no puedan volver", expresó.

También señaló que hubo "denuncias a más de 40 gremios por aprietes" para concurrir a la movilización, realizadas a través de la línea 134, que el Gobierno nacional habilitó para realizar este tipo de denuncias.


"Las denuncias que se reciben al 134 se judicializan, y hemos tenido ya 53.000 denuncias, y en estos últimos días antes del paro nos cuentan que los aprietan, que tratan a la gente como animales", precisó la funcionaria nacional.

LEER MÁS Vacaciones 2024: todo lo que necesitas saber antes de salir a la ruta

El vocero presidencial, Manuel Adorni, consideró que el paro de la CGT resultó una "complicación" y "una pérdida de dinero para muchísimos argentinos", en tanto que desestimó la posibilidad de que el Gobierno establezca un diálogo con la central obrera.

"Encontrar hoy una vía de diálogo con gente que intenta complicar la vida al resto de los argentinos... No dejan de ser un grupo minoritario", afirmó Adorni acerca de la CGT.

El vocero presidencial citó las declaraciones hechas durante la mañana por la ministra Bullrich para sostener que el Ejecutivo no puede dialogar "con gente que intenta frenar el país y que, efectivamente, muestra un costado bastante antidemocrático".


Adorni se refirió a las afirmaciones efectuadas días atrás por Pablo Moyano, uno de los cotitulares de la CGT, quien dijo que la medida de protesta convocada para hoy tenía como fin "voltear el DNU" 70/23 y "la Ley Ómnibus", como se denominó en un comienzo al proyecto de Ley Bases que tuvo esta madrugada dictamen mayoritario en la Cámara de Diputados.

"En Argentina no se voltea más nada, mucho menos aquello que está en trámite parlamentario. Es muy difícil dialogar con esta gente. Consideramos que este paro es un gran sinsentido, es una complicación y una pérdida de dinero para muchísimos argentinos que quieren un país en paz", respondió Adorni a la posibilidad de establecer una vía de diálogo entre el Gobierno y la CGT.

LEER MÁS Acto de la CGT: ¿cuáles son las calles afectadas?

Y agregó: "A uno le queda la triste sensación de que el paro se haya transformado en algo más político que sindical o (que procura) buscar el bienestar de un grupo de gente que ellos representan. Nosotros seguimos extrañados por la velocidad con la que lo han anunciado. En definitiva, entendemos que hoy es un día triste porque mucha gente que quiso tener un día normal, no lo va a tener", indicó el vocero presidencial.

También el ministro de Economía, Luis Caputo, cuestionó la medida de fuerza sindical al opinar que se trató de un "paro político" decido porque, a su criterio, el Gobierno tomó medidas que afecta los "privilegios" sindicales.

Quién es Luis 'Toto' Caputo, el elegido de Milei para pilotear la economía

En su cuenta de la red social X, Caputo mencionó la anunciada adhesión a la manifestación de la CGT del gobernador bonaerense, Axel Kicillof, para considerar que "nunca" fue "tan claro para la sociedad" que el paro sindical fue "político",

En tanto, el ministro de Defensa, Luis Petri, opinó que la huelga fue convocada por "sindicalistas que estuvieron callados durante cuatro años", en referencia al gobierno del expresidente Alberto Fernández.


"Que sepan que no hay paro que pueda frenar la ola de cambio de los argentinos que nació en la última elección y que lleva adelante nuestro Presidente", agregó el funcionario.

COMPARTE TU OPINION | DEJANOS UN COMENTARIO

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales.

Subscribite para recibir todas nuestras novedades